Home / Actualidad / Jueves Santo: El Papa lavó los pies a 12 reclusos: “gesto que nos ayude a ser servidores, amigos, hermanos”.

Jueves Santo: El Papa lavó los pies a 12 reclusos: “gesto que nos ayude a ser servidores, amigos, hermanos”.

El Papa lavó los pies a doce reclusos este Jueves Santo en la tarde, 18 de abril de 2019, en su visita al Penitenciario de Velletri (Roma, Italia) para la celebración de la santa misa “in coena Domini”.  

En la homilía indicó que “imitar el gesto de Jesús” hace “bien” a todos, también al obispo que debe reflexionar sobre el servicio, pues, “el obispo no es el más importante” en la Iglesia Católica, apuntó. 

Las personas privadas de su libertad escuchaban absortos, algunos casi en oración y otros cabizbajos, reflexivos. “El gesto que hoy realizaré sea para todos nosotros un gesto que nos ayude a ser cada vez más servidores, más amigos, más hermanos en el servicio. Con estos sentimientos continuamos con la celebración”, expresó.

Durante la visita saludó a los reclusos, al personal civil y a los agentes de policía de prisiones y manifestó su cercanía hacia los presos que no estaban durante la misa, pero que le escribieron cartas y mensajes. 

Asimismo explicó que Jesús lavó los pies a sus discípulos a pesar de tener el poder y ser el Señor, así cumplió un gesto que hacían los “esclavos” de la época. “Les he dado el ejemplo – dijo Jesús- , para que hagan lo mismo que yo hice con ustedes”. “Sean hermanos al servicio de los demás, no a la ambición de quien quiere dominar al otro o de quien pisotea al otro, no, no: servicio”, recordó el Papa.

Entretanto, destacó el gesto de fraternidad realizado por Jesús. “La fraternidad es humilde siempre”. Luego explicó a los presos el gesto que estaba por cumplir inspirado en lo hecho por Jesús en la Ultima Cena con sus discípulos. 

“La Iglesia quiere que el obispo lo haga por lo menos una vez al año el Jueves Santo para imitar el gesto de Jesús y con el ejemplo hacer el bien a sí mismo, porque el obispo no es el más importante”.

El obispo debe ser el más servicial y cada uno debe ser servidor de los demás. Esta es la norma de Jesús, es la norma del Evangelio, la norma del servicio: no de dominar, de hacer daño, de humillar a los otros, servicio!!”. 

Luego rememoró cuando los apóstoles peleándose entre ellos, se cuestionaban sobre quien era el más importante. Francisco explicó que Jesús resuelve poner delante a los apóstoles un infante. “Si vuestro corazón no es como el de un niño, no pueden ser mis discípulos”.  “Corazón de niño sencillo, humilde, pero servidor”.

Además, subrayó las palabras que Jesús dijo en esa ocasión a los discípulos para explicar también el rito del lavado de los pies que estaba por cumplir: “Saben que los jefes de las naciones las tiranizan y que los grandes las oprimen”. “No será así entre ustedes; al contrario, el que quiera ser primero, sea esclavo de los más pequeños”.

“También nosotros debemos ser servidores. Es verdad, en la vida existen problemas, peleamos, pero esto debe ser algo pasajero, porque en nuestro corazón siempre debe haber un amor que lleva a servir al otro”. 

Al final, Francisco ha sido saludado por la directora del penitenciario, Maria Donata Iannantuono, la subdirectora Pia Palmeri, la comandante de la policía de prisiones, Maria Luisa Abbossida y el capellán don Franco Diamante. Además, tuvo lugar el intercambio de regalos. 

Compartir

Leer Mas

CORRIENTES: Desbarataron una organización criminal y detuvieron a 14 narcos

Como resultado de la investigación también se detectaron ramificaciones de la banda en las provincias …